turron de almendra Tejeda

5,40

A las faldas casi del Roque Bentayga, David Soler y su equipo empiezan la faena de madrugada, en torno a las seis de la mañana. Trabajan en el obrador de la Dulcería Tejeda, abierta a finales de 2018 y convertida en una apuesta por innovar y profesionalizar la repostería tradicional de la almendra de este pago cumbrero sin perder la esencia de las recetas más antiguas, «las que hacían las abuelas en sus casas», explica Soler.

«Hemos ido cogiendo las recetas de toda la vida y las hemos profesionalizado un poco, sin perder la tradición y trabajando con porcentajes de almendra muy altos; en algunos casos llegamos al 70% en algunos mazapanes, cuando lo habitual es el 50, y los adaptamos lo mejor posible a la industria sin usar ningún tipo de conservante, ni colorante, ni aditivos, todo natural y artesanal». En otras palabras, tratan de innovar sin descuidar la tradición, y fruto de esta delicada mezcla han creado, por ejemplo, las tabletas de mazapán, un producto exclusivo «que lleva un tueste con pala, flambeado, que ha sido un éxito». Y otra de sus claves es el envasado al vacío, la técnica que les ha permitido prorrogar hasta un año la conservación del mazapán, que en condiciones normales, si no se consume, se endurece en apenas una semana o 15 días.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “turron de almendra Tejeda”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *